VUELTA A BURGOS 2011

Del 3 al 7 de agosto se disputa una nueva edición de la Vuelta ciclista a Burgos, concretamente la nº 33 en la historia de la carrera, siendo una de las pruebas por etapas con mayor tradición y prestigio de todas las que se celebran en España.

Los inicios de esta prueba datan de los años 40, con dos tempranas ediciones en 1946 y 1947, y victorias para Bernardo Capó y Bernardo Ruiz respectivamente, si bien después la carrera sufriría un parón de más de 30 años, hasta que en 1981 resurgió con fuerza, disputándose ininterrumpidamente desde entonces hasta la actualidad a pesar de las dificultades de los últimos años.

Sin lugar a dudas, la “edad de oro” de la Vuelta a Burgos se vivió en la década de los 90, con los mejores ciclistas de esa época, tanto españoles como extranjeros, participando en la carrera y además implicados al máximo, conformando un palmarés de auténtico lujo: Marino Lejarreta, Pedro Delgado, Abraham Olano, Tony Rominger, Alex Zülle, Laurent Jalabert, etc… triunfaron en esta carrera, y otros grandes grandes campeones como Miguel Indurain y Gianni Bugno estuvieron en el podium final.

En cualquier caso, los grandes dominadores de la prueba son los ciclistas españoles, con 25 triunfos en la clasificación general, estando a la cabeza Marino Lejarreta, con 4 victorias casi consecutivas (1986-87-88-90). Ya más recientemente destacan los dobletes de Abraham Olano (1998-99) y Alejandro Valverde (2004-07).

Sin embargo, en la última decada la Vuelta a Burgos ha perdido bastante protagonismo, con la puntilla del nacimiento del Uci Protour en 2005, que rebajó la categoria de la prueba y la dejó fuera de la lista de las principales carreras por etapas, perjudicando notablemente la participación. Desde entonces la Vuelta a Burgos ha tenido muchos problemas para salir adelante, llegándo incluso a estar en peligro de desaparición, ya que al efecto negativo del Uci ProTour se ha unido la crisis económica y la dificultad para encontrar patrocinadores. En ese sentido, los organizadores se merecen un gran reconocimiento por haber conseguido mantener a flote la carrera a pesar de todas las dificultades, con mención especial para Gregorio Moreno: director de la prueba durante 17 años y tristemente fallecido en el año 2008.

Queremos hacer extensible este agradecimiento a todos los organizadores de carreras ciclistas, ya que si bien solemos ser críticos con los recorridos (y otros aspectos) eso no significa que no apreciamos el gran esfuerzo que realizan por sacar adelante las carreras, algo muy difícil hoy en día, sobre todo en España.

Volviendo a la prueba burgalesa, afortunadamente parece que la situación va mejorando, al menos en lo referente a la participación, ya que si bien casi todos los años han estado presentes algunos de los mejores ciclistas españoles, utilizando la carrera como preparación para la Vuelta a España, también ha habido grandes figuras extranjeras, sobre todo en 2010. Este año la participación es algo más floja, pero aún asi estarán presentes la mayoría de grandes vueltómanos españoles, con las excepciones de Alberto Contador, el veterano Carlos Sastre y Ezequiel Mosquera, 2º en la pasada edición y que no ha podido correr en lo que va de año vetado por su propio equipo … y presiones de la UCI.

A priori la carrera se presenta como un duelo entre Samuel Sanchez (Euskaltel), ganador de la pasada edición y gran protagonista del reciente Tour de Francia; y Joaquin Rodríguez “El Purito” (Katusha), con un recorrido que le viene a la perfección. Y dentro de sus propios equipos hay otros corredores que también podrían brillar e incluso aspirar a la victoria, como Igor Antón y Mikel Nieve en Euskaltel, y Dani Moreno y Vladimir Karpets en Katusha.

Tampoco se puede descartar a los ciclistas del equipo Movistar, no tan favoritos a priori como Samuel o Purito, pero con un bloque potentisimo que incluye a grandes escaladores como David Arroyo, Beñat Intxausti, David Lopez o Sergio Pardilla, y “todoterrenos” como Lastras y Chente. Otro corredores destacables: Denis Menchov, Juanjo Cobo y Rafael Valls (Geox), Jose Herrada y Javier Moreno (Caja Rural), Stefano Garzelli (Acqua Sapone), Victor Hugo Peña (Colombia Es Pasion), Angel Vicioso (Androni) o el veterano Iñigo Cuesta, corredor burgalés que se despide del ciclismo profesional después de 18 años.

RECORRIDOS

Centrándonos en los recorridos, el emblema de la Vuelta a Burgos es la dura ascensión a Las Lagunas de Neila, siempre llegada de la etapa reina en la historia reciente de la prueba. Y los organizadores han sabido sacar mucho partido a esta subida aprovechando sus múltiples vertientes (aunque todas comparten como mínimo el km y medio final), cambiando la carretera de ascensión e incluso con circuitos con doble paso en los últimos años.

Salvo en el tema de las cronos, ausentes en algunas ediciones pero presentes en otras en forma de CRI o CRE, el resto del recorrido no suele variar mucho de un año para otro, con una serie de localidades bastante fijas de salida o llegada (Burgos, Miranda de Ebro, Aranda de Duero, Villarcayo, etc) y otras que van apareciendo cada cierto tiempo en la carrera, siendo casi siempre etapas más o menos llanas a excepción de algunos finales en alto de dificultad media, como Altotero, o las jornadas de media montaña con llegada en San Juan del Monte

En ese sentido, se echa de menos que la carrera no aproveche mejor las posibilidades de la provincia, ya que aparte de la etapa de las Lagunas el recorrido suele quedar un poco cojo (aunque algunas ediciones sueltas si han sido bastante completas). Y lo cierto es que hay opciones para hacer recorridos muy interesantes -> Etapas en Burgos, incluso de alta montaña (aunque con muchos km circulando por Cantabria) -> Etapas con final en la E.E. de Lunada.

Un caso especial es la durísima ascensión a Picón Blanco, que rivaliza en dureza con las Lagunas de Neila pero dónde parece que hay problemas “burocráticos” para acabar en su cima … si bien bastaría con arreglar unos 5 km de la vertiente norte, hasta el cruce con el Collado de la Sía, para convertirlo en un espectacular puerto de paso.

Los recorridos de los 2 últimos años fueron en general bastante parecidos entre sí, con exactamente la misma etapa reina, Areniscas de los Pinares – Lagunas de Neila 155 km, y repitiendo también llegada en San Juan del Monte y crono en la 3ª jornada … si bien aquí estaría la principal diferencia, ya que en 2009 fue individual y en 2010 por equipos, lo que a nuestro juicio hacia más equilibrado el trazado del año 2009, con etapas para todo tipo de corredores y donde sólo faltaba una gran jornada de media montaña. En cualquier caso, más allá del tema de la crono y la falta de novedades, el recorrido de 2010 tampoco era “malo”.

Recorrido Vuelta a Burgos 2011


El trazado de este año vuelve a ser, en general, muy similar al de ediciones anteriores, sobre todo 2010, manteniendo la crono por equipos y los 2 finales más duros, Lagunas de Neila y San Juan del Monte. Sin embargo en las 2 jornadas a priori más sencillas si hay novedades: final en el Castillo de Burgos después de un doble paso (una ascensión que sólo se había visto una vez en los años 90, en una crono) y llegada en la Ciudad Romana de Clunia tras una pequeña subida, un final inédito desde el año 2000. Esa es justo la principal característica, las llegadas en repecho, al haber nada menos que 3 etapas del mismo estilo (contando San Juan del Monte, aunque ya es una subida más seria y con mayor desgaste previo).

Creemos que es un acierto que los organizadores hayan añadido “picante” a los últimos km de las etapas, y sobre todo que por fin hayan recordado las posibilidades que ofrecen las múltiples vertientes del Castillo de Burgos, pero se les ha ido un poco la mano con la cantidad, haciendo que sea algo repetitivo. Y lo cierto es que se podían haber mantenido todas esas subidas pero con mayor variedad en el tipo de finales: haciendo que la etapa de Burgos (o la de San Juan del Monte) acabara después del descenso y no justo en la cima.

Más allá de ese tema, pensamos que hubiera sido mejor una crono individual en vez de una crono por equipos, algo más justo y que además equilibraría el recorrido, ampliando el tipo de corredores con opciones de victorias. Por otro lado, quizás se echa de menos una gran etapa de media montaña, algo que se podía haber hecho camino de San Juan del Monte.

En cualquier caso, no cabe duda de que se trata de un recorrido llamativo, con alicientes en todas las jornadas y haciendo una gran promoción turística de la provincia, y que en la parte final de las etapas puede resultar muy entretenido … aunque se corre el riesgo de que la carrera sea “ciclismo-youtube”, con sólo batalla en los últimos km. Esperemos que no sea así y los corredores se muestren combativos desde lejos, ofreciendo un buen espectáculo.

Por otro lado, respecto a la información que se proporciona a los aficionados, hay luces y sombras. Destacan muy positivamente los mapas, tanto de las etapas completas como de las salidas y llegadas, la información sobre ediciones anteriores y el especial sobre la carrera que se publica en el diario oficial (Diario de Burgos). Pero los rutómetros y sobre todo los perfiles de las etapas dejan mucho que desear, siendo perfiles muy poco detallados y encima mal hechos. Como ejemplo la etapa de Neila: en el primer paso se ve llano entre El Collado y el Corral de los Perros y en el segundo una bajada … cuando en realidad es el mismo tramo las 2 veces!. O la jornada de Clunia, donde en los últimos 25 km se ve una subida larga y tendida … y en realidad hay dos repechos seguidos por casi 15 km llanos antes de la subida final, de sólo 2 km.

Esta desgana en los perfiles no es exclusiva de la Vuelta a Burgos, pero resulta sorprendente en esta carrera ya que hasta 2008 eran impecables (al igual que los rutómetros). Esperemos que en próximas ediciones vuelvan a recuperar el realismo de hace algunos años.

Análisis etapa por etapa


1ª ETAPA (Miércoles 3 Agosto): VILLARCAYO – MIRANDA DE EBRO (SAN JUAN DEL MONTE) (168 km). Rutómetro

Dificultades montañosas:

  • Alto de Partes de Sotocueva, np (km 44)
  • Portillo de Busto, 2ª (km 121)

.

La Vuelta a Burgos 2011 se inicia con una etapa de media montaña con salida en Villarcayo y llegada en San Juan del Monte, una subida corta pero bastante dura en las cercanías de Miranda de Ebro.

Los primeros 65 km son un bucle en torno a Villarcayo en sentido contrario a las agujas del reloj, transitando por un terreno quebrado pero con la única dificultad reseñable del repecho posterior a Partes de Sotocueva (localidad cercana a Espinosa de los Monteros), con aproximadamente 2 km al 4 % de media. Después del segundo paso por Villarcayo y Medina de Pomar se sale del largo circuito inicial para dirigirse hacia el sureste en busca de Frías, localidad de inicio del Portillo de Busto: una ascensión relativamente larga pero de poca pendiente media debido a los km centrales, practicamente llanos. La zona final si es más constante, con 4,4 km al 5,8 %.

La irregular ascensión al Portillo de Busto por Frías. Click para ver una descripción detallada

Una vez coronado, a 47 km del final de la etapa, suave descenso en busca de La Bureba y el cruce con la N-232, desde donde restarán unos 35 km bastante sencillos hasta llegar a Miranda de Ebro, atravesando la ciudad de noroeste a suroeste en busca de la subida final a San Juan del Monte. Los primeros km son muy tendidos, siendo más un falso llano que otra cosa … pero en la parte final la pendiente se dispara con 1,8 km al 9 % de media (aproximadamente) y rampas máximas del 14 %.

El perfil de San Juan del Monte desde Miranda de Ebro. *El mapa pertenece a la crono que se hizo en el año 2000. Fte: Vuelta a Burgos

Una jornada inaugural “explosiva”, sin mucho kilometraje pero con una subida final de buenas rampas que marcará las primeras diferencias entre los favoritos (aunque de pocos segundos), siendo una etapa muy propicia para los up-hill finishers, especialistas de las llegadas en repecho … y que en esta Vuelta a Burgos se pueden “inflar”, ya que a priori van a tener 3 oportunidades claras de victoria en sólo 5 etapas. Eso si, en este caso y de acuerdo a las primeras noticias que se publicaron sobre el recorrido, parece ser que la intención inicial de las organizadores era acabar esta jornada en las propias calles de Miranda de Ebro, pero al final se terminará en el alto.

La ascensión a San Juan del Monte se ha convertido en todo un clásico de la Vuelta a Burgos, con nada menos que 7 ascensiones desde que se estrenó en 1999 -> clasificación, las 3 últimas consecutivas (contando este año). Incluso se ha subido en forma de cronoescalada, desde Miranda de Ebro, en la edición del 2000 -> clasificación. Últimas 4 llegadas:

En cuanto a opciones alternativas, si bien el recorrido original no está nada mal para empezar la carrera, resulta un poco decepcionante teniendo en cuenta las posibilidades de la zona … algo que se viene repitiendo en todos los finales en San Juan del Monte. Y es que muy cerca de ahí está la cota de La Ventilla, una subida sin mucha dureza pero cuyo descenso termina casi a los pies de San Juan del Monte, lo que facilitaría que hubiera movimientos más lejanos y no sólo en la ascensión final. Pero es que además la propia subida a San Juan del Monte tiene doble vertiente, pudiéndose utilizar como puerto de paso para acabar en Miranda de Ebro o hacer un bucle y terminar en su cima. El mayor inconveniente sería la escasa longitud del circuito, pero teniendo en cuenta que el recorrido previo no sería muy duro no tendría por qué haber problemas.

Parte final alternativa, con la subida a la Ventilla y un doble paso por San Juan del Monte

Por otro lado, justo antes del tramo final del Portillo de Busto se podría haber incluído el puerto del Somo, también llamado Alto de Valderrama. Se trata de una subida asfaltada recientemente y que cuenta con tramos durísimos, sobre todo en su parte final (1,2 km al 11,5 %), lo que haría la etapa mucho más selectiva, sobre todo si entre el Portillo de Busto y San Juan del Monte se añadiera la mencionada subida a La Ventilla, dando como resultado 70 km finales a priori muy interesantes -> posible recorrido entre Frías y San Juan del Monte. Eso sí, en este caso sería recomendable no hacer un circuito final, para evitar problemas de cruces.

– – – – –

2ª ETAPA (Jueves 4 Agosto): BURGOS – BURGOS (EL CASTILO) (144 km). Rutómetro

Dificultades montañosas:

  • El Castillo -doble paso-, 3ª (km 137 / Meta)

Jornada con salida y llegada en Burgos capital, siendo globalmente bastante llana… pero con una buena encerrona en los últimos km: doble paso por la subida al Castillo, contando con tramos de fuerte pendiente e incluso zonas de pavés.

La parte inicial del recorrido pica hacia arriba pero enseguida pierde exigencia, sin dificultades reseñables y dirigiéndose hacia el oeste en busca de las localidades de Castrojeriz, Arenillas de Río Pisuerga y Melgar de Fernamental, donde habrá sendas metas volantes. A partir de Melgar, poco después del km 70, el trazado cambia de dirección, yendo hacia el oeste para regresar de nuevo a la ciudad de Burgos.

Se entrará en la capital por Quintañadueñas, dando paso al circuito final: subida del cementerio; Av. De Cantabria; Calle San Francisco, donde se girará la derecha para empezar la ascensión al Castillo; Calle San Miguel, con 150 m al 10 %; Calle de Alvar Fañez; y subida junto a la muralla, con zonas de pavés hasta alcanzar el alto. Después de este primer paso por meta se bajará por el Arco de San Martín en busca de la carretera del cementerio, repitiendo a partir de ahí la ruta descrita. En total la subida tiene sólo 950 m al 5,5 % (aproximadamente), pero su irregularidad, los cambios de ritmo por las curvas y el pavés la hacen más dura.

Los últimos km de la etapa, con doble paso por la Ctra. del Cementerio y el Castillo. Click para ver el mapa.

Una llegada muy atractiva, estilo clásica, con subidas y bajadas bastante técnicas que pueden dar lugar a 10 km finales espectaculares. Y además muy novedosa, de hecho tan sólo una ocasión la vuelta a Burgos había transitado por la zona del Castillo (en una C.R.I. y sin terminar arriba) … y hace ya más de 10 años. Así que chapeau a los organizadores por haberse atrevido con algo así.

La única pega viene por el global de la carrera, ya que en esta edición ya hay otros 2 finales en repecho, además de la dura llegada en alto en las Lagunas de Neila. Y lo cierto es que se podía haber hecho un circuito parecido o incluso mas duro sin necesidad de terminar junto al Castillo, utilizándolo como subida de paso para acabar en la zona baja de la ciudad. Hay muchas posibilidades distintas, ya sea con una sólo subida en cada bucle o aprovechando las múltiples variantes para incluir varias ascensiones por cada vuelta al circuito. Por ejemplo:

Quizás lo más problemático  serían los cortes de tráfico en la ciudad durante un día laborable (aunque justificables teniendo en cuenta la gran promoción que se haría de la ciudad), pero en cualquier caso hay otras opciones en las que no se tocarían zonas tan conflictivas para el tráfico.

– – – – –

3ª ETAPA (Viernes 5 Agosto): PRADOLUENGO – BELORADO (C.R.E.) (11,6 km). Rutómetro

Justo en mitad de la carrera llega una contrarreloj por equipos de 11,6 km entre las localidades de Pradoluengo y Belorado, con un trazado básicamente llano (incluso con tendencia favorable durante varios km) y bastante rectilíneo en dirección norte.

Por las características del recorrido se trata de una crono muy favorable para los equipos de rodadores potentes, y con la única dificultad del viento en caso de que soplara fuerte de cara o de costado. De todos modos, el corto kilometraje hace que no sean esperables diferencias de más de unos pocos segundos entre casi todos los equipos.

El año pasado ya hubo una etapa de estas características y colocada exactamente en la misma jornada, si bien el kilometraje era casi el doble: 21,3 km frente a los 11,6 km de la C.R.E. de esta edición. La victoria fue para el equipo Katusha por delante del Liquigas (ausente en esta edición):

Al igual que opinábamos el año pasado, creemos que la inclusión de una etapa de este tipo en una vuelta tan corta es un error, ya que beneficia excesivamente a los corredores de los equipos fuertes frente a los más modestos. Es cierto que con un kilometraje como el de esta edición lo normal es que las diferencias sean muy pequeñas pero, ¿no hubiera sido más lógico hacer una crono individual?. Eso equilibraría la carrera, dando oportunidades de luchar por la general a corredores de diferentes características, además de forzar que los escaladores tuvieran que aprovechar la montaña al máximo y no sólo los km finales, propiciando una carrera más espectacular.

Es posible que el motivo de los organizadores haya sido intentar atraer a equipos que vayan a participar en la próxima Vuelta a España, que de nuevo abrirá con un C.R.E, pero a nivel deportivo pensamos que hubiera sido más acertado hacer una prueba individual de parecido o incluso superior kilometraje, en torno a los 15 km. Y no sería algo raro para la Vuelta a Burgos, ya que en 2009 hubo una C.R.I. de esa distancia antes de la jornada de Neila

– – – – –

4ª ETAPA (Sábado 6 Agosto): ROA DE DUERO – CIUDAD ROMANA DE CLUNIA (168 km). Rutómetro

Dificultades montañosas:

  • Sierra Bañuelas (Arauzo do Miel), np (km 123)
  • Ciudad Romana de Clunia, np (Meta)

.

En vísperas de la jornada reina le toca el turno a una etapa básicamente llana … pero de nuevo con final en repecho, en este caso en las ruinas de la Ciudad Romana de Clunia, al sureste de la provincia.

En la parte inicial de la etapa se hará un bucle en torno a Roa de 27 km, en sentido contrario a las agujas del reloj, para después del segundo paso por esa población dirigirse hacia el este en busca de Fuentecén, Vadocondes y Peñaranda de Duero, con metas volantes en estas 3 localidades. En todo este tramo no hay ninguna subida reseñable, si acaso el repecho de Santa Cruz de la Salceda (1 km al 4 %) previo a Vadocondes.

En Peñaranda, a 85 km del final de la etapa, da comienzo un nuevo circuito, también en sentido contrario a las agujas del reloj pero en este caso mucho más largo, con casi 70 km de bucle. Las principales dificultades son el tramo posterior a Arauzo do Miel (km 120 a 130 de la etapa), con un repecho de 1 km al 5 % seguido por una zona de carretera estrecha, y la zona de Hontoria de Valdearados, también con carretera estrecha y 2 repechos previos al segundo paso por Peñaranda, aunque sin especial dureza.

El último tercio de la etapa, con varios repechos aunque bastante suaves y la subida a Clunia.

A partir de ahí el terreno es muy favorable para el pelotón, con casi 15 km llanos, incluyendo la travesía por Coruña del Conde, hasta el giro a izquierdas donde comienza la ascensión final: 2 km al 5 % de media. La primera rampa es relativamente dura pero enseguida suaviza convirtiéndose en un falso llano … hasta que al llegar a Peñalba de Castro y volver a girar hacia la izquierda la pendiente aumente de golpe, con rampas en torno al 10 %, suavizando de nuevo en la parte final. En total, el último km ronda el 6 %.

Los 5 km finales, con la subida a la Ciudad Romana de Clunia: 2 km al 5 %. Click para ver el mapa.

Una etapa en general sencilla, al menos a priori, pero con la trampa de la subida final, que pese a no ser demasiado dura (aunque podría haber  puntuado de 3ª) evitará una llegada masiva, teniendo oportunidades de victoria tanto para los clasicómanos como los escaladores con buena punta de velocidad. Los favoritos a la general no pueden despistarse, ya que lo más probable es que se piquen segundos entre los diferentes grupos.

Hacía bastantes años que una etapa de la Vuelta a Brugos no terminaba en Clunia, concretamente desde la edición del 2000. Y en aquella ocasión la victoria fue para el gran clasicómano belga Andrei Tchmil, por delante de Pascal Herve.

Más allá de que en un recorrido como el de este año sea repetitivo volver a terminar en un repecho y sin grandes dificultades previas, nos parece un gran acierto que los organizadores apuesten por finales de interés cultural (o natural, como Las Lagunas), haciendo que la carrera, además de competición deportiva, cumpla muy bien su labor de promoción turística de la provincia.

Eso si, en esta etapa se podía haber hecho un recorrido algo más “pestoso” llegando al desvío a Peñalba de Castro y Clunia desde el norte, subiendo previamente el Puerto del Cerro y otras pequeñas cotas, en vez de  llegar por el oeste, dando a priori más oportunidades para las fugas.

Recorrido alternativo a partir del primer paso por Peñaranda, con el Puerto del Cerro por Pinilla de los Barruecos como mayor dificultad.

.

– – – – –

5ª ETAPA (Domingo 7 Agosto): ARENISCAS DE LOS PINARES / VILVIESTRE DEL PINAR – LAGUNAS DE NEILA (155 km). Rutómetro

Dificultades montañosas:

  • Alto del Arroyo de Salas, np (km 50)
  • Alto del Collado de Vilviestre, 3ª (km 97)
  • Alto del Collado, 2ª (km 117)
  • Corral de los Perros/El Portón, 1ª (km 125)
  • Alto del Collado, 2ª (km 146)
  • Lagunas de Neila, Es (Meta)

.

Como viene sucediendo desde el año 2009, la Vuelta a Burgos se despide con la etapa reina: una jornada de sólo 155 km pero que incluye un doble paso por las Lagunas de Neila (aunque el primero sólo hasta la cota 1717 metros) aparte de otras ascensiones más modestas, como Vilviestre y un doble paso por El Collado.

La primera parte del recorrido no tiene ninguna dificultad reseñable, pero a la altura del km 40 el trazado se complica con la ascensión no puntuada al Alto del Arroyo: 5 km de subida aunque tan irregulares que la media se queda sólo en el 2,5 %. Después de coronar, bajada hasta la localidad de Salas de los Infantes y tras unos km de falso llano ascendente los corredores afrontarán el repecho de La Gallega, con el avituallamiento situado poco después, en el pueblo que le da nombre. De todos modos, no será hasta llegar a Hontoria del Pinar y girar hacia el norte cuando se endurezca de verdad el recorrido, con el inicio del Collado de Vilviestre (no está incluída la subida previa), un puerto catalogado de 3ª categoría y cuyo descenso llevará a los corredores a Vilviestre del Pinar, la misma localidad donde habrán iniciado la ruta.

Tras un pequeño tramo llano y un nuevo desvío hacia el norte se llega a Quintanar de la Sierra, la localidad más importante de la zona y donde dará comienzo el circuito final con el primer paso por El Collado: 10 km de subida al 3,1 % de media aunque muy engañosos, con tramos exigentes pero también muchos descansillos y siendo lo más duro justo el tramo final (2 km al 6 %).

Durante la etapa se hará un doble paso por El Collado. Click para ver una descripción detallada (incluye el tramo posterior hasta las Lagunas de Neila, aunque en esta etapa se subirá por otra vertiente)

Justo en la cima se podría girar hacia la izquierda y tomar una carretera directa (y durísima) hacia las Lagunas … pero al igual que en los 3 últimos años se continuará recto, afrontando un corto descenso (primeros 2 km) en dirección al pueblo de Neila aunque sin llegar a él, ya que un poco antes se girará hacia el oeste en busca del Collado Huerta y el desvío hacia las Lagunas de Neila, vertiente del Corral de los Perros. En este primer paso se subirá hasta el cruce de la cota 1717 m, marcado oficialmente como Pasil de Rozavientos (de un modo erróneo, ya que el cruce de Rozavientos es otro distinto) y siendo el puerto de paso más alto que ofrece la zona, alcanzando por esta vertiente unas cifras de 6 km al 7,55 %.

La subida a las Lagunas de Neila por Villavelayo y el Corral de los Perros, aunque no se hará entera: del km 13 al 19 en el primer paso, y del km 13 al 20,5 en la ascensión final.

Una vez coronado, a 28 km de la llegada, largo e irregular descenso (del km 12,2 al 1,5) hacia Quintanar de la Sierra, girando a la izquierda un poco antes de esta localidad para hacer un segundo paso por el circuito, encarando de nuevo el Collado, su corta bajada y la ascensión a Las Lagunas por el Corral de los Perros, aunque en esta subida final se añaden 1,4 km a casi el 11 % respecto al primer paso, ya que la etapa termina en el parking del Mirador San Francisco, a unos 1.870 m de altitud. En total: 7,5 km al 8,1 %y con múltiples rampas por encima del 12 %, tanto en la parte final (donde se alcanza un 17 % de máxima) como en el tramo compartido con el primer paso. En este otro perfil, con datos de Sheron, se puede apreciar mejor la dureza del tramo final, al no quedar partido.

Una etapa corta pero bastante dura gracias a los 70 km finales, sin apenas llano, y que excepto sorpresa mayúscula en alguna de las jornadas previas resultará completamente decisiva para la clasificación, pudiendo marcar buenas diferencias entre los favoritos, sobre todo si la carrera se lanza ya desde el primer paso por el Corral de los Perros.

Los 70 km finales son un sube y baja constante, incluyendo un doble paso por las Lagunas de Neila (el primero sólo hasta el cruce del Portón).

La subida a las Lagunas de Neila es el “santo y seña” de la Vuelta a Burgos, estando siempre incluída en el recorrido. Y como decíamos en la introducción, los organizadores han sabido aprovechar muy bien sus múltiples variantes para ir variando la etapa cada cierto tiempo y que la subida no resultara demasiado repetitiva. Además del Corral de los Perros, estas son las vertientes que se han ascendido en carrera (y todavía hay alguna posibilidad más, como se puede ver en este mensaje con todas las variantes y sus mapas):

Sin embargo, la Vuelta a España no parece tener el mismo cariño por esta subida ya que sólo la ha incluido en una edición, 1998, aunque al menos por una de las vertientes más dura, la de Quintanar por la carretera nueva, y con Santa Inés y Piqueras en el recorrido previo -> perfil, obteniendo la victoria el “Chava” Jiménez.

Volviendo a la carrera burgalesa, la vertiente del Corral de los Perros, por donde se ascenderá este año, se estrenó en 2008 y desde entonces siempre se ha subido por ahí … de hecho en las 4 últimas ediciones el recorrido de la etapa ha sido siempre el mismo, con la única variación de su situación en la carrera: 3ª etapa en 2008 y última jornada en 2009, 2010 y 2011.

En ese sentido, no estaría mal que la organización variara un poco el trazado, algo que había hecho muy bien hasta hace pocas ediciones. Además el recorrido original, a pesar de ser muy interesante, no es la mejor opción que ofrecen las Lagunas de Neila, con un tramo entre ascensiones complicado para que puedan fructificar ataques lejanos. Y la propia subida por el Corral de los Perros, si bien es bastante dura, no llega a ser tan rompedora como las otras vertientes, además de perder su tramo claramente más duro en el primer paso.

Una de las posibilidades sería encadenar las 2 variantes que pasan por El Collado, por ejemplo subiendo primero por Quintanar de la Sierra y el Collado sur hasta el cruce del Portón (5 km finales a casi el 9%), en la cota 1717 m, para bajar después por Corral de los Perros y afrontar la ascensión hasta Las Lagunas por el Collado norte: algo más de 6 km a casi el 10 % de media.

La alternativa más dura desde Quintanar: subida por la carretera nueva hasta el cruce del Portón, bajada por el Corral de los Perros y subida final a Las Lagunas por El Collado N.

Quizás para la Vuelta a Burgos podría parecer excesivo (aunque bastaría incluir una crono individual de unos 20-25 km para equilibrarlo), pero en cualquier caso sería un final precioso para la Vuelta a España. Y habría otras alternativas más novedosas, como finalizar en el propio Quintanar de la Sierra o en Villavelayo después de varios pasos por cotas inferiores de la subida. Por ejemplo se podría hacer el encadenado mencionado anteriormente pero sólo hasta la cota 1600 m (el auténtico cruce de Rozavientos) en el segundo paso, desde donde restarían 10 km de bajada por la carretera vieja hasta llegar a Quintanar.

– – – – –

Anuncios

5 comentarios en “VUELTA A BURGOS 2011

  1. Si la vuelta a Burgos continua, que está por ver, podría plantearse un final en la estación de esquí valle del sol de Pineda de la Sierra, en una bonita subida de casi 4 km., viniendo de subir el puerto del Manquillo, por Riocavado de la Sierra.

  2. Gracias a todos por los comentarios.

    Respecto a Valle del Sol, la verdad es que sería un bonito final subiendo antes el Manquillo, con los 2 puertos muy seguidos. Y justo antes del Manquillo se podría añadir el Alto del Arroyo, en caso de venir desde Salas de los Infantes, o el Collado Huerta (e incluso Las Lagunas de Neila hasta alguna de las cotas de paso) si se llegara por el este.

    Lo malo es que no estando operativa la estación de esquí ni habiendo una gran localidad en las cercanías es difícil que los organizadores se decidan a terminar allí … aunque tampoco es descartable viendo llegadas de anteriores ediciones, como Altotero.

    Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s