GIRO DE ITALIA 2013 – 1ª SEMANA

logo_giro

Las demás entradas sobre el Giro de Italia 2013:

  • Previo (análisis general y enlaces a perfiles de etapas y puertos, octubre 2012)
  • 2ª Semana (análisis de las etapas 10ª a 15ª)
  • 3ª Semana (análisis de las etapas 16ª a 21ª)

– – – – –

1ª ETAPA (Sábado 4 Mayo):  NAPOLI – NAPOLI  (130 km).  Rutómetro / Últimos km

planimetria_01

Dificultades montañosas:

  • Vía Francesco Petrarca, 4ª (km 7,1 / 23,3 / 39,6 / 55,8):  158 m – 5,2 km – 2,9 %.  *Sólo puntúan el 2º y tercer paso

El Giro de Italia 2103 comienza con una etapa en línea en torno a la ciudad de Nápoles, en la zona sur del país, con un primer circuito de 16,3 km al que los corredores tendrán que dar 4 vueltas, incluyendo la suave cota de Vía Francesco Petrarca (con la superficie empedrada); y un bucle final de 8,1 km, totalmente llano pero con un trazado peligroso, al que tendrán que dar 8 vueltas, para una distancia total de 130 km. Una etapa muy favorable para los sprinters puros.

Cabe señalar que la etapa anunciada en la presentación era distinta, con mayor kilometraje y sobre todo un trazado diferente que incluía 10 pasos por un circuito con la cota de Posillipo, siendo un recorrido más selectivo y a priori interesante, al abrirse el abanico de posibles vencedores.

La etapa original, más larga y con 10 pasos por la cota de Possilipo.

.

– – – – –

2ª ETAPA (Domingo 5 Mayo):  ISCHIA – FORIO  (CRE)  (17,4 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Fiaiano, np (km 2,8):  100 m – 2,8 – 3,4 %

Después de la etapa llana de Nápoles, pequeño traslado a la vecina isla de Ischia para realizar una corta pero dura contrarreloj por equipos, con un recorrido de 17,4 km en la mitad norte de la isla que incluye 4 subidas, en general tendidas pero sin apenas llano intermedio, complicando los relevos. No obstante, el escaso kilometraje no debe provocar grandes diferencias.

El ondulado perfil de la crono, con 4 subidas tendidas. Click para ver el mapa.

Este es el 8º año consecutivo en que el Giro de Italia incluye una crono por equipos en los primeros días, si bien normalmente con un kilometraje más elevado, rondando los 30 km, aunque en la edición de 2011 ya hubo una CRE con una distancia parecida, 19 km.

.

– – – – –

3ª ETAPA (Lunes 6 Mayo):  SORRENTO – MARINA DI ASCEA  (222 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • San Pietro, np (km 22):  345 m – 5,5 km – 5 %
  • San Mauro Cilento, 2ª (km 153):  551 m – 7,8 km – 6,7 %
  • Sella di Catona, 3ª (km 202,2):  587 m – 6 km – 6,6 %  *datos oficiales pero son incorrectos

El tercer día llega la media montaña, con una larga etapa entre las localidades costeras de Sorrento y Marina di Ascea, con un inicio rompepiernas y 90 km finales duros y con preciosos paisajes, circulando por el Parque Nacional del Cilento y Valle del Diano (Patrimonio de la Humanidad), e incluyendo los puertos de San Mauro Cilento y Sella di Catona, este último con la cima a 20 km de la línea de meta, casi todos ellos de revirado descenso.

El tercio final de la etapa, con 2 puertos y el largo descenso hasta meta. Click para ver el mapa.

La primera de las ascensiones, San Mauro Cilento, cuenta con casi 8 km cercanos al 7 % de media, destacando su brutal inicio, con 500 m al 13,6 % y rampas máximas del 16 %, seguido por otro km al 9 %. El resto de la ascensión, aunque tiene largos tramos al 7-8 %, ya es más sencilla, habiendo incluso dos pequeñas bajadas muy cerca de la cima.

San Mauro Cilento, con 1,5 km iniciales al 10%

El puerto se corona a unos 70 km de meta, para tras su descenso y una zona llana afrontar Sella di Catona, una larga aunque irregular subida con 15,4 km al 3,1 %, si bien es un porcentaje engañoso ya que hay un descenso intermedio. Lo más exigente está en su 2ª mitad, con un tramo de 5 km al 5 % y carretera estrecha -> ver en street view, aunque en general es una subida muy tendida, por lo que depende del ritmo de los corredores para hacer daño.

La larga aunque tendida ascensión a Sella di Catona. Perfil de climbbybike.com

Después de coronar restarán 20 km para la llegada en Marina di Ascea, con una complicadísima y larga bajada dividida en 2 partes por un repecho intermedio, que puede resultar más decisiva que la propia ascensión debido a su estrechez y lo revirado de su trazado -> ver en street view. En definitiva, un recorrido exigente por el kilometraje y los puertos a superar, además de la tensión que pueden provocar las bajadas, sobre todo teniendo en cuenta que es sólo el tercer día de carrera.

Al igual que la etapa inicial (y gran parte de las jornadas llanas o de media montaña), el recorrido anunciado en la presentación era algo distinto, con Mercato Cilento como penúltimo puerto, más tendido que San Mauro pero mejor encadenado con Sella di Catona. De todos modos, en este caso el cambio si estaba justificado, debido al mal estado de las carreteras por las intensas lluvias de los pasados meses.

La etapa original, con el puerto de Mercato Cilento antes de Sella di Catona

.

– – – – –

4ª ETAPA (Martes 7 Mayo):  POLICASTRO BUSSENTINO – SERRA SAN BRUNO  (246 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Vibo Valentia, 3ª (km 206,8):  498 m – 14 km – 3,1 %
  • Acona, np (km 224,3):  263 m – 1,8 km – 6 %
  • Croce Ferrata, 2ª (km 239,3):  907 m – 12,8 km – 5,5 %

Continúa la media montaña, con una etapa “maratón” entre Policastro Bussentino y Serra San Bruno, en el extremo sur del país. Los primeros 190 km son básicamente llanos (aunque con algunos repechos, sobre todo en el tramo inicial) y circulando en paralelo a la costa, pero tras el paso junto al lago Angitola llegan los puertos, con las subidas a Vibo Valentia y Croce Ferrata, no especialmente duras pero que pueden hacer bastante daño si el ritmo es elevado.

La parte final de la etapa, con los puertos de Vibo Valentia y Croce Ferrata. Click para ver el mapa.

En el caso de Croce Ferrata, se trata de un puerto de casi 13 km al 5,5% de media, con lo más duro en su primer mitad, incluyendo un tramo de 3 km al 7,1 % y siendo además la parte más revirada -> plano de la subida. Los últimos 7 km ya son bastante tendidos, con la pendiente oscilando entre el 4 y el 6 % hasta llegar a la cima.

La ascensión a Croce Ferrata, con 12,8 km al 5,5 % y el repecho previo de Acona.

Una vez coronado restarán menos de 7 km para la línea de meta, los primeros de suave e irregular bajada, con una zona llana intermedia, pero seguidos por 2 repechos muy cortos y un último km picando ligeramente hacia arriba hasta alcanzar la llegada, con los 700 m finales de pavé.

La parte final, con 2 pequeños repechos y un último km con tendencia ascendente

Una etapa sin grandes rampas, pero donde el larguísimo kilometraje y la cercanía del último puerto a meta puede provocar una buena selección si hay batalla, siendo una jornada propicia para resolverse mediante un sprint reducido, aunque tampoco puede descartarse que triunfe una escapada.

Se podría decir que esta jornada es una mezcla de las etapas de Rocca di Cambio y Lago Laceno de la pasada edición, compartiendo con la 1ª las características del último puerto (salvo por el duro repecho que había después de coronar) y con la 2ª el kilometraje elevado y el tramo final de falsos llanos una vez superado el puerto, aunque era una subida más corta y rompedora, el Colle Molella.

– – – – –

5ª ETAPA (Miércoles 8 Mayo):  COSENZA – MATERA  (203 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Cipolletto, 4ª (km 37,2):  192 m – 3,9 km – 3,3 %
  • Montescagliosso, 4ª (km 182,7):  309 m – 2,6 km – 9,3 %
  • Matera, np (km 198,6):  410 m – 5,3 km – 4,7 %

Nueva etapa en la zona sur del país, aunque con la ruta siguiendo dirección norte, entre las localidades de Cosenza y Matera, con un trazado casi totalmente llano durante los primeros 180 km … pero con 25 km finales que pueden ser muy movidos, gracias a la dura cota de Montescaglioso, con algo más de 2,5 km en torno al 9 % de media (los datos oficiales incluyen el llano previo), y tras su descenso la más tendida subida a Matera, muy regular en torno al 5 %.

Los 25 km finales, con el muro de Montescaglioso y la subida a Matera. Click para ver el mapa.

Una vez coronada esa cota, que no puntúa para la clasificación de la montaña, restarán menos de 5 km de falsos llanos hasta la línea de meta, que pica hacia arriba con pendientes rondando el 3 %. Destacar la belleza de la localidad de Matera, cuyo casco antiguo es Patrimonio de la Humanidad desde 1993.

Los 5 km finales, con varios falsos llanos y los últimos 800 m al 3,5 %

En 2003 ya hubo una llegada en esta población, también previo paso por Montescaglioso pero subido por una vertiente más tendida, por lo que sus resultados no son extrapolables. En cualquier caso, la etapa se decidió al sprint (aunque la mitad del pelotón llegó cortado), con polémico triunfo para Fabio Baldato tras la descalificación de Robbie McEwen.

– – – – –

6ª ETAPA (Jueves 9 Mayo):  MOLA DI BARI – MARGHERITA DI SAVOIA  (169 km).  Rutómetro / Últimos km

altimetria_06

El 6º día le toca el turno a una de las pocas etapas realmente llanas de esta edición, junto con la jornadas inicial y final, con 169 km de recorrido entre Mola di Bari y Margherita di Savoia, en las costas del Mar Adriático, y circulando durante la mayor parte de la ruta “pegados” al mar, por lo que puede haber peligro de abanicos si sopla el viento con intensidad y hay equipos con gana de batalla.

Ya en la parte final los ciclistas tendrán que dar 2 vueltas y media a un circuito llano de 16,6 km, girando en sentido contrario a las agujas del reloj. El bucle ha sido denominado por los organizadores “circuito delle saline”, ya que atraviesa las Salinas de Margherita di Savoia -> galería fotográfica, las más grandes de Europa y las segundas del mundo, siendo una Reserva Natural desde 1977.

El plano del circuito final.

En definitiva, una jornada completamente favorable para los sprinters, pero donde los favoritos a la general tampoco pueden despistarse si aparece el viento, ya sea antes del paso por Barletta o en el circuito final, que tienes zonas muy expuestas -> ver en street view.

– – – – –

7ª ETAPA (Viernes 10 Mayo):  SAN SALVO – PESCARA  (177 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Cupello, np (km 13,5):  298 m – 6,1 km – 4 %
  • Paglieta, np (km 51,5):  235 m – 5,4 km – 3,8 %
  • Mozagrogna, np (km 63):  240 m – 4,9 km – 4,7 %
  • Guardiagrele, np (km 92,9): 564 m – 3,4 km – 4,6% (sin contar repechos previos)
  • Colle Spacatto, np (km 110):  354 m – 3,6 km – 5 %
  • Bucchianico, np (km 114,7):  368 m – 1,5 km – 7,5 %
  • Villamagna, 4ª (km 142,6):  255 m – 2,7 km – 5,6 %
  • Ripa Teatina, np (km 132):  260 m – 4,2 km – 4,5%  (1,2 km iniciales al 10%)
  • Chieti-Pietragrossa, 3ª (km 138,8):  284 m – 2,25 km – 9,4 %
  • Chieti-Tricalle, np (km 142,4):  301 m – 1,1 km – 11,7 %
  • Sta. María de Criptis, 3ª (km 157,3):  252 m – 3,35 km – 6,8 %
  • San Silvestro, 4ª (km 169,6):  149 m – 1,45 km – 8,7 %

.

Llega el fin de semana y con él una espectacular etapa de media montaña, con casi 180 km de duro recorrido entre las localidades de Marina di Salvo y Pescara, junto al mar Adriático, sin apenas terreno llano y destacando especialmente los últimos 70 km, con un perfil de “dientes de sierra” que incluye multitud de cotas, destacando las subidas a Chieti y Santa María de Criptis, y con la última ascensión, San Silvestro, a menos de 8 km de meta.

Al poco de iniciarse la etapa los corredores tendrán que afrontar la subida a Cupello, sin grandes rampas pero donde puede haber batalla por entrar en la escapada del día. Después de la bajada y un pequeño repecho llegará un tramo más sencillo, con casi 20 km llanos en dirección a Torino di Sangro Marina, donde se girará hacia el interior en busca de nuevas dificultades, iniciando la subida a Paglieta aunque al igual que Cupello es bastante tendida. Tras su descenso y un pequeño llano se entrará en una zona muy “pestosa”, con tendencia ascendente y constantes repechos, destacando las subidas a Mozagrogna y Guardiagrele (el perfil incluye los repechos previos), ambas rondando el 5 %

La parte central, con múltiples repechos aunque muy tendidos. Click para ver el mapa.

Una vez coronado Guardiagrele, a 84 km de meta, largo descenso en dirección a Fara Filiorum Petri, localidad de inicio de una las vertientes del impresionante Blockhaus, aunque en esta ocasión la ruta seguirá hacia el este en busca del desvío al Colle Spaccato, una subida modesta (3,6 km al 5 %) pero que será el comienzo de un duro tramo de 35 km de sube y baja constante, con hasta 6 cotas que se podían haber marcado como puerto. De las 4 primeras cabe destacar las rampas de Buchianico, con máximas del 15 %; el tramo inicial de Ripa Teatina, con 1,2 km al 10 % (aproximadamente); y la bajada de esta última, con múltiples curvas de herradura. Y ojo también a los descensos de Buchianico y Villamagna, con algún tramo muy revirado.

El “serrucho” entre Val di Foro y Chieti, con varias cotas de considerable dureza.

Tras la bajada de Ripa Teatina y sin apenas un metro llano será el turno para la doble subida a Chieti, primero por la Via Fieramosca hasta Pietragrossa, con un tramo de 2 km a más del 10%, y tras un corto descenso la subida por Via del Marsi-Tricalle hasta el casco antiguo, con 1 km al 12,2 % y puntas del 19%, formando parte de la lista de km más duros subidos en competición. Esta doble cota fue justo la parte final de la 5ª etapa de la pasada Tirreno Adriático, con triunfo para “Purito” Rodriguez -> clasificación / vídeo. De hecho, el muro de Tricalle se ha convertido en todo un clásico de la prueba, siendo final de etapa en las 3 últimas ediciones (aunque con la meta colocada en Corsa Marrucino, un km más tarde).

La doble subida a Chieti, con un primer tramo de 2 km al 10 % y un muro final con 1 km a más del 12 %

Hay que decir que según la información oficial no está claro si realmente subirán por el mismo sitio: el perfil de la etapa, mapa y altigrafía de las cotas indican que sí … pero no el rutómetro, en el que faltan varias calles respecto al de Tirreno, aunque quizás sólo sea para “ahorrar” espacio en la tabla.

Una vez coronada la 2ª cota habrá un descenso con bastante curvas, aunque por buena carretera, hacia Chieti-Scalo, dando paso a 6 km llanos y por largas rectas hasta llegar a las cercanías del área industrial de Pescara, donde se tomará un desvío a la derecha en busca de Santa Maria de Criptis. Descontando los falsos llanos inicial y final, son 3,1 km al 7,2%, aunque esas cifras son muy engañosas ya que la subida es completamente irregular, con rampones durísimos (incluyendo 700 m a más del 13%) seguidos por descansillos y con una 2ª mitad por carretera estrecha y revirada -> ver en streetview, siendo un buen punto para intentar romper el grupo de favoritos.

La irregular pero dura subida a St. Mª de Criptis.

Después de coronar hay un pequeño falso llano antes del descenso hacia San Giovanni Teatino, teniendo que superar un fuerte repecho, con alrededor de 1 km al 6-7%, para acceder a esta localidad. En ese punto la carretera se divide en 2, volviéndose a unir unos km más tarde. El rutómetro no aclara la ruta exacta, pero de acuerdo al perfil parece que se seguirá por la derecha, con un suave descenso y otro repecho (aunque muy corto) antes de iniciar la bajada, sin mucha pendiente pero revirada, en busca de la cota de San Silvestro -> ver en streetview. Se trata de una subida corta pero bastante dura, con casi 1,5 km al 8,7 % de media, y que puede hacer bastante daño si el ritmo es elevado

San Silvestro, la última cota de la etapa

Desde la cima de San Silvestro restarán sólo 7,4 km para el final de la etapa, los primeros 2,7 de descenso muy técnico, con una carretera ancha pero que incluye 5 curvas de “herradura” casi seguidas; y los últimos 4,7 km ya completamente llanos, con una larguísima recta de meta de más de 2 km que incluye el paso por el puente sobre el río Pescara.

En definitiva, una etapa sin grandes puertos pero durísima, con poco terreno llano y destacando sobre todo los últimos 70 km, muy difíciles de controlar e incluyendo hasta 6 subidas con rampas por encima del 14%, además de complicados descensos, habiendo terreno de sobra para romper la carrera si los ciclistas se muestran combativos, pudiendo verse bonitas persecuciones hasta meta, tanto en la lucha por la victoria de etapa como de cara a la general. Y ojo a la posibilidad de fuga-bidón si ningún equipo quiere asumir responsabilidades en el pelotón, aunque quizás falte algo de kilomtraje para ello.

Los 70 km finales, plagados de cotas y con varios tramos muy duros. Click para ver el mapa y perfil interactivo.

En casi todas las ediciones del Giro suele haber un jornada más o menos similar a esta, con multitud de pequeñas cotas (aunque normalmente no con un diseño tan espectacular). Por ejemplo, en el Giro 2012 la etapa de Porto Sant´Elpidio, con victoria de Miguel Rubiano -> perfil / clasificación, y un año antes, en el Giro 2011, la etapa de Castelfidardo, con triunfo para John Gadret -> perfil / clasificación, si bien la 1ª de ellas tenía mucha distancia desde la última gran cota a meta y la 2ª terminaba en alto. En cualquier caso, ambas resultaron decepcionantes, con los favoritos esperando a la subida final en 2011 y con una actitud muy pasiva del pelotón en 2012, aunque la lucha entre los escapados si fue interesante.

De todos modos, también hay antecedentes muy positivos … y este mismo año, como la estupenda etapa de Porto Sant´Elpidio en la Tirreno Adriático 2013, con una escapada peligrosa en la 1ª parte y un gran ataque de Nibali a 18 km de meta, acompañado por “Purito” y Sagan (este último ganador de la etapa), que provocó un vuelco en la general. No obstante, es cierto que la lluvia influyó mucho en el resultado, aparte de que las subidas tenían rampas más extremas, si bien esto se compensa por el mejor encadenado de la etapa del Giro, con sólo 6 km llanos antes de las últimas cotas en lugar de los 15 de la jornada de Tirreno.

Dejando de lado el diseño, que creemos fabuloso (aunque se podrían mejorar algunos detalles, como subir entero el repecho anterior a San Silvestro), la pega de la etapa viene por su colocación, justo antes de la temida contrarreloj individual de Saltara, lo que puede provocar un mayor conservadurismo de los favoritos a la general, no queriendo gastar fuerzas con ataques en esta jornada. En cualquier casola última palabra es los corredores. Y si se muestran ambiciosos desde lejos, sin pensar en reservar para los días siguientes, debería verse una magnífica etapa.  Ójala asi sea.

Por otro lado, decir que esta es una de las etapas que más ha variado su recorrido desde la presentación, ya que originalmente no se pasaba por Spaccato + Bucchianico y había más llano en los últimos 35 km, con Villa degli Ulvi como penúltima cota en lugar de Sta. Mª de Criptis -> tracks 60 km finales de la etapa original, una subida más larga pero más tendida, con 4,7 km al 5,2 % de media (aproximadamente).

La etapa anunciada en la presentación, más corta y con menos cotas.

Aunque a los organizadores se les vaya la mano con este tema de los cambios, dando cada año la sensación de que el recorrido presentado es sólo algo provisional, en este caso concreto pensamos que el cambio ha sido a mejor, añadiendo kilometraje y dureza y sobre todo mejorando el encadenado final.

– – – – –

8ª ETAPA (Sábado 11 Mayo):  GABICCE MARA – SALTARA  (CRI)  (54,8 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Gabicce Monte, np (km 2,6):  120 m – 2,6 km – 4,3 %
  • Casteldimezzo, np (km 8):  175 m – 2,3 km – 4,1 %
  • Novilara, np (km 33,4):  181 m – 3,5 km – 4,1 %
  • Saltara, np (Meta):  234 m – 3,35 km – 5,1 %

El primer sábado de carrera llega una jornada clave, a priori completamente decisiva para el desarrollo posterior de la prueba: una contrarreloj individual de 55 km entre Gabicce Mara y Saltara, con un trazado quebrado, especialmente en su 1ª mitad, y con un durísimo repecho final de 650 m a más del 11% hasta alcanzar la línea de meta.

El inicio de la crono, hasta llegar a las cercanías de la ciudad de Pesaro, es muy complicado, más de lo que aparenta el perfil, ya que además de ser un sube y baja constante el trazado es muy revirado, incluyendo multitud de curvas y escasas rectas largas, si bien la carretera es ancha y está en buenas condiciones, como se puede ver en este video. Durante estos 24 km destacan las cotas de Gabicce Monte y Casteldimezzo, en general tendidas pero que sobre todo la 1ª puede hacer daño al estar justo de salida; yel descenso hacia Pesaro, sin gran pendiente pero muy técnico, con varias “herraduras” encadenadas.

El quebrado perfil de la contrarreloj. Click para ver el mapa interactivo.

La travesía por Pesaro, donde estará situado el primer punto de cronometraje intermedio, es llana, pero a la salida de esta localidad la carretera vuelve a picar hacia arriba en busca de la cota de Novilara, irregular pero con algún tramo duro. Una vez coronada, a 21 km de meta, hay una zona de falso llano favorable seguida por un fuerte aunque corto descenso en dirección a Fenile, dando paso a unos 4 km llanos pero todavía por una vía secundaria hasta llegar a Centinarola. A partir de esa localidad y tras un giro a la derecha comienza el tramo más sencillo de la crono, con 11 km completamente llanos hasta llegar a Calcinello donde los rodadores podrán desarrollar toda su potencia..

En esta localidad, a sólo 3,4 km de meta, estará el 2º punto de cronometraje intermedio, siendo también el inicio de la subida a Saltara. Los primeros 2,7 km de ascensión son muy tendidos, rondando el 3-4 % (aunque con un corto tramo de pave ya en Saltara); pero al entrar en la Via San Martino la pendiente se dispara -> ver en streetview, con máximas del 13 %. De ahí a meta, 650 m finales al 11,2 %. Una auténtica encerrona que puede hacer mucho daño a los corredores que lleguen justos de fuerzas a los últimos km de la crono.

Los últimos km, con la aproximación a Saltara y el muro final. Click para ver el plano

Una contrarreloj muy exigente, tanto por su larga distancia, nada habitual hoy en día, como por su recorrido quebrado, siendo muy probable que el tiempo del ganador supere la 1h10”. A priori, es más favorable para los ciclistas completos que para los especialistas puros, aunque éstos también pueden hacerlo bien, sobre todo en el tramo llano entre los 2 puntos de cronometraje intermedios. En cualquier caso, las diferencias en meta pueden ser muy grandes, marcando el desarrollo posterior de la prueba.

Para encontrar un CRI con más de 50 km en el Giro hay que remontarse a la edición de 2009, con la espectacular crono de Cinque Terre: 60 km y los puertos del Bracco y Termine. La victoria fue para el ruso Denis Menchov, con Leipheimer en 2º lugar, obteniendo además un liderato que ya no soltaría hasta el final de la prueba. Señalar que en aquella crono ya estuvieron presentes algunos de los favoritos para esta edición, como Wiggins (7º) o Scarponi (16º)

Como decíamos en el analisis global, creemos que la inclusión de esta crono es un gran acierto, equilibrando el recorrido (algo que no sucedía en los 3 años anteriores, en los que había una cantidad de CRI ridícula) y haciendo que los favoritos a la general tengan que demostrar su valía en todo tipo de terreno, no sólo en los puertos. Además, podría propiciar una mayor combatividad en las etapas de montaña, al romper “romper” la general y hacer que los corredores que pierdan tiempo se vean forzados a atacar si quieren recuperar las pérdidas.

– – – – –

9ª ETAPA (Domingo 12 Mayo):  SANSEPOLCRO – FIRENZE  (170 km).  Rutómetro / Últimos km

Dificultades montañosas:

  • Anghiari, np (km 5,5):  443 m – 1 km – 9 %
  • Válico di Scheggia, np (km 15):  576 m – 4 km – 4,4 %
  • Vallombrosa, 1ª (km 106,7):  957 m – 8,95 km – 6,3 %  *falta el inicio
  • Vetta le Croci, 3ª (km 147,9):  545 m – 7,6 km – 5,3% *datos oficiales pero son erróneos
  • Fiesole, 4ª (km 159,3):  295 m – 3 km – 5,7 %

Después de la crono y justo antes de la 1ª jornada de descanso, dura etapa de media montaña con llegada en Florencia, sede del próximo campeonato del mundo en ruta, incluyendo 2 puertos largos en la zona central, Consuma y Vallombrosa, este último muy exigente; y el gran encadenado de Vetta le Croci y Fiesole en la parte final, con la cima del 2º a sólo 11 km de la línea de meta, que también pica hacia arriba.

Nada más empezar la etapa los corredores tendrán que superar las cotas de Anghiari y Valico di Scheggia, bastante cortas (aunque Anghiari con mucha pendiente) pero que pueden ayudar a formar la escapada del día. Terminado el descenso, en la localidad de Chiassa, se girará hacia el norte, entrando en una zona llana de unos 45 km hasta pasado el pueblo de Poppi, cuando el recorrido volverá complicarse con el repecho de Borgo alla Colina como “aperitivo” del Passo della Consuma, el primer gran puerto de la jornada. Es una ascensión irregular y sin tramos duros, pero debido a su longitud acumula un desnivel importante, con unas cifras de totales de casi 17 km al 4 % de media.

Una vez coronado Consuma, rápido descenso en busca de las localidades de Piacetto y Pelago, para a la salida de esta última y sin un metro llano afrontar el puerto más exigente de la etapa, Vallombrosa, con cerca de 11 km al 6,2 % (en las cifras oficiales no incluyen el inicio) y lo más duro en la 2ª mitad, incluyendo un tramo de 3,5 km al 9 % de media. Debido a su gran distancia a meta no es previsible que haya batalla entre los favoritos, pero si que puede seleccionar bastante el pelotón a poco que el ritmo sea elevado, si bien después hay terreno para reagrupamientos.

La exigente subida a Vallombrosa. *Falta el inicio (1,9 km al 6 %)

Tras el falso llano de la cima, a 63 km de meta, fuerte descenso en dirección a Reggello, localidad donde se tomará un desvío hacia el norte para continuar la bajada, aunque ya con poca pendiente, hasta llegar a Sant Ellero. A partir de ahí habrá 17 km más o menos llanos (aunque con algún repecho) antes de afrontar el siguiente puerto, Vetta le Croci, con 4 km al 9,1 % de media. Su principal característica es la regularidad, ya que no tiene rampas extremas (“sólo” un 12%) pero tampoco descansillos, por lo que puede romper el pelotón si hay ataques serios o algún equipo marca un ritmo fuerte durante la subida.

La corta pero dura subida a Vetta le Croci, constante al 8-10%

Una vez coronado faltarán 22 km para el final de la etapa, con un primer tramo de descenso muy revirado, aunque por buena carretera, seguido por una zona ya más rectilínea y cada vez con menor pendiente hasta llegar a Pian di Mugnone, donde se tomará un desvío a la izquierda en busca de la última dificultad del día, la cota de Fiesole –> ver en streetview. No es una subida dura, con casi 3 km al 5,7% de media, pero con el desgaste de la etapa y el acumulado de toda la 1ª semana puede hacer más daño de lo que indican sus cifras, sobre todo si hay ataques de los más fuertes en la general.

Fiesole, última subida de la etapa

Esta cota será la subida estrella del próximo Mundial (aunque en sentido contrario), por lo que su paso en este Giro tiene aún más interés de lo normal. Volviendo a la etapa, coronado Fiesole restarán 11 km para meta, los primeros 4,5 de descenso por una carretera ancha pero con varias curvas cerradas -> ver en streetview; y ya dentro de la ciudad de Florenvcia otros 4,5 km llanos hasta llegar a la Via Michelangelo, donde el terreno empezará a picar hacia arriba en busca de la línea de meta, situada en la Piazzale Michelangelo, “el mirador con mejores vistas de Florencia”, tras 1,8 km de subida al 3 %.

Los últimos 6 km de la etapa, con el tramo final picando hacia arriba.

En resumen, una etapa exigente y con un diseño muy atractivo, con puertos de desgaste y un estupendo encadenado final que puede provocar 25 km finales espectaculares a poco que los ciclistas se muestren combativos, tanto en la lucha por la etapa como de cara a la general, habiendo un terreno muy propicio para los ataques. Y dada la colocación de la etapa, justo después de la crono y como cierre a la 1ª semana, no sería raro que alguno de los favoritos pagara el cansancio y se deje más tiempo de lo esperado en la línea de meta.

La parte final, con el encadenado de Vetta le Croci y Fiesole. Click para ver el mapa.

Como sucede en la mayor parte de las etapas de media montaña, el recorrido anunciado en la presentación era diferente, subiendo Consuma por otra carretera y sobre todo con una parte final de etapa distinta, ya que se daba una vuelta y media al circuito del Mundial, con el duro repecho de Via Bolognese, 600 m al 12%, antes y después de Fiesole, que se pasaba en sentido contrario, habiendo menos llano hasta meta. Pero de cara al Giro se suprimió, según los propios organizadores, por el mal estado de la carretera, aunque en teoría estará arreglado para el Mundial.

La etapa original, con el circuito del Mundial de Florencia en los últimos km.

De todos modos, aunque se ha perdido kilometraje y el aliciente de ver el circuito del Campeonato del Mundo, con el cambio se ha ganado mucha continuidad entre Vetta le Croci y Fiesole, siendo más factible que haya movimientos importantes lejos de meta, además de tener un final más escénico en la plaza Michelangelo.

.

Mundial Florencia 2013:

.

– – – – –

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s